¿Me cambio el cojín?

Cada vez es mas frecuente que la gente acuda a la consulta con dolor cervical y haciendo la misma pregunta: ¿crees que si me cambio el cojín o colchón mejoraré?

Mis experiencias y mis pacientes me indican que se han llegado a comprar 5 cojines en un mes, la mayoría de gente piensa que detrás de su dolor cervical se encuentra un problema de cojín o un problema de colchón y en realidad lo que encontramos es una debilidad de los músculos cervicales. Esta debilidad viene dada por el hecho que cada vez pasamos más tiempo sentados con la cabeza hacia delante.

Una forma fácil de fortalecer las cervicales son los ejercicios isométricos de la zona cervical.

Te dejo con un video para que puedas practicar estos ejercicios por la mañana y por la noche.

Y no olvides… que la osteopatía es la mejor forma de ayudarte con la tensión cervical.